1. >Desde 1853
  2. >¡Basta de despilfarrar!

En nuestra basura, hay muchas cosas: desechos poco agradables, pero también ¡alimentos perfectamente comestibles! Y, a veces, todavía dentro de sus envases.

Calcular mal las cantidades, los imprevistos, el respeto estricto de las fechas de caducidad, la falta de ideas para cocinar las sobras... Son muchas las razones, pero el hecho es que nos llena el ojo antes que el estómago.

 

¡Acabemos con el despilfarro!

Creemos que esta situación ha ido demasiado lejos y nos hemos puesto manos a la obra para combatir este despilfarro.

Para ello, nos hemos dirigido a los comedores escolares armados con «bolsas para el perro»; hemos difundido información práctica en nuestra web y en nuestras redes sociales, por ejemplo, una ficha de ayuda para entender las fechas de consumo preferente; y hemos preparado un